/

CatalunyaCaixa fue el resultado de la fusión de tres de las Cajas de Ahorros más relevantes de Cataluña durante el 2010. La estrategia de marca se focalizó, en primer lugar, en el nombre, el cuál no es sólo una denominación comercial, sino que forma parte del imaginario de nuestro país. En coherencia diseñamos una identidad de marca sobria, equilibrada y contundente que genera confianza y credibilidad.

Pedimos a Íñigo Jerez crear una tipografía personalizada y exclusiva, la tipografía CX, que junto con un código cromático tricolor aporta una identidad diferencial y característica que identifica desde fachadas hasta cualquier elemento de comunicación de la entidad. Las siglas CX, contracción de “Caixa”, realizan funciones de símbolo y sello identificativo, al tiempo que aportan contemporaneidad a la marca. Con los mismos criterios gráficos se ha desarrollado la identidad de las submarcas de la Obra Social y de las empresas filiales de la arquitectura de marca definida.